Una empresa náutica de Barcelona halla la fórmula para reciclar toneladas de plástico industrial cada año
,

Una empresa náutica de Barcelona halla la fórmula para reciclar toneladas de plástico industrial cada año

El puerto cede una nave de 200 m a MB92 para una maquinaria especial que produce planchas o pellet de material ignífugo

MB92 lidera un consorcio de 12 empresas para hacer sostenible la industria naval recreativa

Una empresa náutica de Barcelona halla la fórmula para reciclar toneladas de plástico industrial cada año

por Glòria Ayuso

Se recoge solo una parte, y otra aún más pequeña se recicla, por lo que el plástico abarrota vertederos y contamina océanos. MB92, empresa ubicada en el Port Vell y dedicada a la reparación de yates, consciente de que su actividad de mantenimiento y reparación de estas embarcaciones genera 150 toneladas de este residuo al año, empezó a trabajar hace 24 meses en una solución. En su empeño, el proyecto ha crecido para involucrar a todas las empresas ubicadas en la zona portuaria de Barcelona.

A todas ellas las invita, con la colaboración de la Fundació Barcelona Port Innovation, a recolectar sus deshechos para reconvertirlos en material que de nuevo puedan utilizar dentro del propio puerto. Esta recuperación, «además de ser más respetuosa con el medio ambiente, genera un retorno económico», destaca el responsable de Sostenibilidad de MB92, Marc Hervàs, al frente del proyecto.

El origen de todo

Tiempo atrás los barcos se pintaban dentro del agua, contaminándola con pintura, químicos y suciedad, y emitiendo componentes volátiles a la atmósfera. La solución para MB92 fue sacarlos a tierra, envolverlos con un gran encarpado que retiene las emisiones, y permite a la vez acabados de mayor calidad. «Si bien merece la pena, la contrapartida es un consumo muy importante de plástico», explica Hervàs.

MB92 y la empresa con la que realiza la tarea de pintura, Pinmar, han ideado la solución: a partir de este mes de mayo, una vez por semana recogerán todo el plástico utilizado y, junto con el resto que emplean en las tareas de mantenimiento, lo triturarán y lo compactarán, para hacerlo apto para nuevos usos. De esta forma esperan reutilizar el 95% de todo el plástico que emplean.

220.000 euros en maquinaria

La iniciativa ha contado con el apoyo de los fondos públicos del Perte Naval, que ha cubierto el 40% de los 220.000 euros de la maquinaria que han adquirido. El material resultante será planchas o pellet con la propiedad de ser ignífugo, útil además para impresión en 3D, y que puede transformarse en productos que pueden venderse para nuevos usos. Por el momento, en una prueba piloto, MB92 ya ha construido unos banquillos que cederá al FC Barceloneta, mientras que con el pellet prevé imprimir las protecciones que utiliza habitualmente en la reparación de los barcos.

Más ambición

A cambio de expandir el alcance del proyecto a toda la comunidad portuaria, el Port de Barcelona ha cedido a MB92 una nave de 200 m para instalar una planta de mayores dimensiones para el procesamiento de los residuos. Junto con Port Innovation, el objetivo es no solo aumentar la recuperación de los residuos de las empresas en el puerto, sino además encontrar cómo reintroducir los nuevos materiales para cubrir necesidades entre las mismas empresas que aportan los plásticos, creando una economía circular de proximidad, resalta Hervàs.

Esta segunda fase del proyecto prevé contar con el apoyo del Perte de Economía Circular que el Ministerio de Transición Ecológica convocará de forma inminente y convertir además el pellet en un producto biodegradable.

Quizás te interese

La economía azul contará con 25.000 metros cuadrados en los ‘tinglados’ de Sant Bertran del Port de Barcelona en 2027